CCOO asegura que la recuperación del empleo en Aragón se basa en la desigualdad y la temporalidad

    Para CCOO de Aragón, las cifras de la EPA del segundo trimestre indican que el empleo crece aunque sobre bases poco sólidas que es necesario corregir: la desigualdad entre hombres - mujeres y la persistencia de la precariedad. El paro baja un 3,97% respecto al primer trimestre de 2019 pero crece, por primera vez en estos tres últimos años, un 1,61% respecto al segundo trimestre de 2018. La tasa de paro se estanca en el 9,98%, la misma que había hace un año, lo que muestra que la economía aragonesa pierde dinamismo respecto a la española en cuanto a capacidad de crear empleo.

    25/07/2019.
    Valoración de la EPA

    Valoración de la EPA

    Los datos de la EPA del segundo trimestre de 2019 nos muestran que 65.100 no tienen trabajo. Esto supone una diferencia de 2.700 personas desempleadas menos con respecto al primer trimestre de 2019, un 3,97%. Sin embargo, por primera vez en los tres últimos años el paro crece respecto al segundo trimestre del año anterior, en concreto 1.200 personas paradas más respecto a 2018 y que supone un incremento del paro interanual del 1,61%. Este dato es especialmente preocupante si tenemos en cuenta que en el resto del Estado, el paro interanual se ha reducido un 7,43%, lo que demuestra un peor comportamiento de la economía aragonesa respecto a la española en cuanto a la capacidad de creación de empleo respecto al segundo trimestre de 2018.

    Al finalizar el primer semestre del año, la tasa de paro se sitúa en Aragón en el 9,98%, una tasa cuatro puntos por debajo de la media española que se sitúa en el 14,02%. Pero también en la comparativa anual se observa como Aragón pierde pulso en la creación de empleo respecto al resto del Estado. Mientras en España la tasa de paro interanual se reduce en 1,2 puntos (15,28% en 2018), la tasa de paro en aragonesa se estanca al bajar tan solo una décima (9,97%). Sin duda es la tasa más baja desde que comenzó la crisis, aunque todavía está lejos de la tasa de paro que había en 2008 (6,93%), lo que indica que el empleo se recupera lentamente sin superar todavía las consecuencias más graves de la crisis económica.

    De los 65.100 aragoneses en paro 34.700 son mujeres, el 53% de las personas en desempleo. La tasa de paro entre las mujeres se sitúa en el 11,59% frente al 8,62% de los hombres, tres puntos más que evidencian el desigual comportamiento del empleo entre hombres y mujeres, una desigualdad que aún resulta mayor si se tiene en cuenta que la tasa de actividad femenina (53,31%) presenta doce puntos de diferencia con la masculina (65,25%). Es decir, que las mujeres desempleadas son más a pesar de estar menos presentes en el mundo laboral y, además, el desempleo entre las mujeres se reduce más despacio. En el segundo trimestre del año el paro se redujo entre las mujeres en 700 personas y entre los hombres en 2.000, lo que hace que la brecha de género se mantenga y se acreciente.

    En este trimestre Aragón cuenta con 586.700 ocupados, 9.500 personas ocupadas más que en el trimestre anterior (1,64%). En el resto del Estado aumenta un 1,71%, creciendo en 333.800 el número de ocupados. Los datos anuales reflejan un aumento de 9.600 ocupados en nuestra comunidad (1,56%), mientras en España los ocupados aumentan en un 2,38% (460.800 ocupados más).

    La población activa ha crecido en términos trimestrales en 6.800 personas (1,05%) mientras en términos anuales aumenta en 10.700 (1,68%) situándose en este trimestre en los 651.800 activos, una evolución similar a la media estatal en el que aumentó un 0,92% la población activa.

    Para CC.OO. Aragón es imprescindible un cambio en las políticas económicas y de empleo. Aragón y España necesitan estabilidad institucional con gobiernos de izquierdas que prioricen las necesidades sociales y sienten las bases de un cambio en el modelo productivo tendente a un crecimiento sostenible de nuestra economía. “El impulso de la economía social, de las energías renovables, de servicios de atención a las personas, de la economía del conocimiento o de sectores industriales vinculados a la innovación tecnológica, son ámbitos que permitirían transitar a ese modelo más sostenible y generar empleo con mejores condiciones laborales”, aseguran desde el sindicato.

    Por otra parte, para CC.OO. las políticas de empleo deben enfocarse a la creación de empleo de calidad y con derechos, por esa razón volvemos a exigir al próximo gobierno de España la derogación inmediata de la reforma laboral por las nefastas consecuencias que ha tenido sobre el mercado de trabajo. Las políticas de empleo deben perseguir la creación de empleo estable, la mejora de los salarios, la reducción de la brecha existente entre hombres y mujeres tanto en la empleabilidad como en sus condiciones salariales, así como la reducción del desempleo de larga duración a través de la protección de las personas y el impulso de las políticas activas de empleo.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.